LABERINTO GUGGENHEIM BILBAO

Robert Morris (nacido el 9 de febrero de 1931, Kansas City, Missouri ) es un escultor estadounidense, artista conceptual y escritor. Es considerado como uno de los teóricos más destacados del minimalismo , junto con Donald Judd , pero también ha hecho importantes contribuciones al desarrollo del arte de la performance , el minimalismo, el land art , el proceso de la técnica movimiento y arte de la instalación .

En el mes de agosto de 1997 nos encargan los responsables del Guggenheim de Nueva York, que realizásemos una obra de Robert Morris llamada, “THE LABYRINTH”.

Esta obra se había realizado con anterioridad  un par de veces. Una de ellas en Filadelfia (E.E.U.U.) y la otra en la colección Panza de Milán. En el Guggenheim  Bilbao ha sido construido dos veces.La primera vez en 1997, coincidiendo con la inauguración del museo y la segunda vez, años después.

Las medidas de la obra debían de ser de 11 mts. de diámetro y 4,86 mts. de altura., la anchura de las calles sería de 57 cms. con un grosor de muros de 15 cms., estas medidas suponían construir esta obra con las dimensiones mas grandes realizadas hasta el momento. Toda la construcción debía realizarse en madera y acabado con pintura.

 

Para realizar esta pieza tuvimos que elaborar los planos para el despiece ya que era la primera vez que se iba a construir con estas medidas.

Primeramente construimos un compás de 5,5 mts. para poder dibujar en el suelo, la forma en planta del laberinto y posteriormente hacer lo mismo sobre piezas de DM de 30mm. lo cual nos permitía dibujar

 

3 001 - copia

Después de tener dibujado el laberinto, teníamos que fresar con una tupí  manual, todas las piezas dibujadas.

De este modo elaborábamos pieza a pieza, la base, la tapa superior y un nervio central, que iban a formar parte de la estructura final.

 

 

10 - copia

En esta imagen se ve el resultado de una de las piezas.Cada una de ellas servia para utilizarla de plantilla en la siguiente, pues cada pieza teníamos que hacerlo por triplicado.

 

 

2 001

El primer módulo coincidía con el pasillo de entrada al Laberinto. Concretamente la pared izquierda.

 

 

12 - copia

Construyendo la pieza de la imagen anterior. Se aprecian los tres ¨nervios¨ realizados en DM de 30 mm. y largueros de pino.

 

 

30 001 - copia

El siguiente paso consistía en forrar la estructura interna con DM de 3 mm. Todo ello grapado al armazón.

 

 

15 001 - copia

En algún caso convenía forrar la estructura sin ser levantada, sobre todo las curvas mas cerradas, ya que la presión que teníamos que ejercer sobre la plancha de DM para adquirir dicha curva, era importante.

 

 

43 001 - copia

Siempre que se podía se elaboraba cada módulo lo más próximo a su ubicación final pero en ocasiones se desplazaba a mano con sumo cuidado.

 

 

37 001 - copia

 

Parte de nuestro equipo se dedico a la pintura y acabado final. También las piezas se pintaban a medida que se iban construyendo.

La primera mano era una selladora y las posteriores manos ya se aplicaban con el color gris definitivo, elegido por el propio Morris.

El gran inconveniente de pintar la obra fue que dentro del Laberinto no cabía literalmente una persona pintando. El ancho de los pasillos era de 57 cms. lo que nos obligó a construir escaleras a medida in situ para poder pintar. Las escaleras no podían ser de ¨tijera¨ pues la curva del Laberinto no nos dejaba abrirla.

 

 

46 001 - copia

 

Comenzamos a construir desde el centro hacia afuera y la labor de pintura era mas fácil al principio por cuestiones de espacio pero no se podía pintar en vertical si no en horizontal. Es decir paralelo al suelo puesto que la curva de las paredes sobre todo las más cercanas al centro, tenían una curva demasiado cerrada y el rodillo no hacia contacto en toda su dimensión. Por estas razones se pintaba lo más posible antes de colocar los módulos en su lugar definitivo.

 

 

07 001

 

Las escaleras se trasladaban de un lugar a otro del Laberinto, por medio de una plataforma elevadora (era la maquinaria con la que contábamos), pues ademas de ser una escalera pesada (recordar que la altura del Laberinto era de 4,86 mts.), la distancia a recorrer era, como su nombre indica, laberíntica ademas de larga.

La superficie total a pintar fue de  unos 1.400 mts. cuadrados.

 

 

66 001 - copia

 

La estructura se iba acoplando al milímetro y el Laberinto iba creciendo.

 

 

28 001 - copia              70 001 - copia

 

 

69 001 - copia

 

Las paredes que morían en las curvas antes de hacer un cambio de sentido, estaban rematadas por una pieza semicircular y maciza de DM. Estas piezas, 18 en total, fueron mecanizadas con anterioridad. Las paredes tenían 15 cms. de grosor.

 

 

31 001 - copia                      107 001

Dos visiones distintas de la entrada. La vista de la izquierda izquierda era posible desde el balcón del ¨Fish¨, teniendo el espectador una visión general del diseño de la obra. En la fotografía de la derecha apreciamos la visión que tiene un visitante antes de entrar en el Laberinto.

 

 

76 001 - copia

En la construcción del Laberinto participó un equipo humano de aproximadamente 15 personas.

Se comenzó el 8 de Septiembre de 1997 y finalizamos el 2 de Octubre de 1997

 

 

105 001

The LABYRINTH , Museo Guggenheim Bilbao 1997.

 


Trabajos destacados

AZULEJO ESMALTADO. VIRGEN DE BEGOÑA Posted by author icon admin_gabinete

La obra consiste en una serie de azulejos esmaltados que se...

LIMPIEZA DE LOS CUADROS Posted by author icon admin_gabinete

  Os quiero explicar brevemente por que es importante proceder...

GLOBO TERRÁQUEO. S.XVIII Posted by author icon admin_gabinete

La esfericidad de la tierra fue establecida por la astronomía...

Últimas noticias

TASACIÓN / TESTAMENTARIAS Posted by author icon admin_gabinete 2 de octubre de 2014
MUSEO DEL PRADO Posted by author icon admin_gabinete 4 de septiembre de 2014
GUGGENHEIM BILBAO Posted by author icon admin_gabinete 25 de mayo de 2014

Sobre mi

Posted by author icon admin_gabinete

En  los 80 se licenció en Bellas Artes en la especialidad de Conservación y Restauración de Obras de Arte en la UPV, iniciando su actividad profesional como socio – fundador en otro estudio/taller de Bilbao. En el año 94 funda “El Gabinete, restauración del arte” asumiendo la dirección del estudio desde el primer momento. Luis Beltrán Hormaechea ha intervenido en la restauración de más de 4.000 obras de arte de todas las épocas, tipologías y autores, también ha trabajado con carácter habitual en “obras integrales de restauración in situ”  en numerosas Iglesias , Basílicas,...

leer más

Desarrollado por Cima Digital